Un día como hoy hace 100 años Simone de Beauvoir

f054mh07.jpg¿Tenemos derecho a desvestir en la tapa de una revista a un ícono intelectual aunque ella sea el arquetipo de la mujer libre y un símbolo de la libertad sexual? Es la pregunta que establece esta semana Pierre Assouline en su excelente blog “la Republique des livres.” En su artículo, titulado Beauvoir entre “Hommage et racolage“, se refiere a la tapa del 3 de enero pasado de la revista Le Nouvel observateur que en ocasión del centenario del nacimiento de Simone de Beauvoir publicó una foto inédita, o al menos poco conocida, que la muestra desde un punto de vista provocador- como siempre le gustó ser- que confirma además que su apellido estaba bien representado tanto físicamente como intelectualmente ;-) (Beauvoir – bello ver -) cuando tenía 45 años.

Por esas jugarretas de la memoria (en tanto recuerdo) ayer comentaba en el magnífico blog de Estrella acerca de la vejez, y al pasar recordé a Simone de Beauvoir . La cité malamente para ubicarla en sus reflexiones previas al libro que sobre los viejos la destacó en el tema. Culta como pocos que conozco, la preciosa Estrella recordaba ese desolador libro. Mencionó sobre todo sus admiración por como retrató a la vejez analizada desde sus condicionamientos mentales y socio económicos. Hoy, recorriendo blogs amigos, El morza (este es un blog minúsculo, por lo que yo escribo en minúsculas) me recordó su aniversario o ¿centenario?.
Mas por viejo que por leído, recordé otra vez que ella había nacido un día como hoy, un nueve de enero de 1908. Simone de Beauvoir, ícono feminista, maravillosa, bella mujer, comprometida en todos los combates intelectuales que me admiraban en la adolescencia. Compañera, cómplice de Jean-Paul Sartre, cuya vida y militancia compartió durante medio siglo. Un ideal de ojos claros y agudos mientras sonreía bellamente. En el video más abajo habla de la vejez y su libro.



Nacida el 9 de enero de 1908 en París, en una familia burguesa empobrecida, Simone tomó conciencia ya en su adolescencia de la mediocridad de su medio. Alumna brillante, estudió filosofía en la Facultad de Letras de París, donde conoció a Jean-Paul Sartre y a toda una generación de intelectuales.

fuente: winimage La relación que se estableció entre ambos entonces fue tumultuosa y salpicada de “amores contingentes” y otras relaciones, como la que Beauvoir mantuvo con el escritor norteamericano Nelson Algren, que fue sin duda la gran pasión amorosa de su vida. Pero la pareja Sartre-Beauvoir duró hasta la muerte y se convirtió en mítica.

A los 21 años de edad, Simone de Beauvoir era la más joven profesora de su época. Enseñó filosofía y, en 1943, publicó su primera novela, “La invitada”. En política, Beauvoir siguió en gran medida a Sartre, pero el feminismo fue su causa personal y su terreno de acción.

En 1949, la publicación de “El segundo sexo”, cuyos capítulos sobre la sexualidad femenina escandalizaron, provocó una enorme polémica. Traducida a cuarenta idiomas, se vendieron más de un millón de ejemplares de cada uno de los dos tomos de la obra.

Pero Beauvoir quería ser ante todo escritora. En 1951 obtuvo el premio Goncourt por “Los mandarines” y se convirtió en uno de los autores franceses más leídos. Sus libros autobiográficos, empezando por “Memorias de una joven formal” (1958), en el que describe los prejuicios de su familia burguesa y sus esfuerzos para escapar a ese medio, la convirtieron en una figura central de la vida intelectual francesa. Una fama que ella puso al servicio de su militancia política y feminista. Murió el 14 de abril de 1986.

Más de veinte años después, su obra sigue teniendo vigencia y “su aura es aún más fuerte en el extranjero que en Francia, en particular en Estados Unidos”, en cuyas universidades los estudios beauvoirianos tienen un lugar importante, afirma la ex ministra francesa del Medio Ambiente Huguette Bouchardeau, que acaba de publicar una biografía de ella (“Simone de Beauvoir”, Editorial Flammarion).

Esta biografía es uno de los muchos libros editados en Francia con motivo de su centenario, entre los que figuran también “Beauvoir dans tous ses états” de Ingrid Galster (“Beauvoir de todas sus formas”, Ed. Tallandier), “Castor de guerre” de Danielle Sallenave (“Castor de guerra”, Ed. Gallimard), “Simone de Beauvoir, Une femme de son siècle” de Marianne Stjepanovic-Pauly (“Simone de Beauvoir, una mujer de su siglo”, Ed. Jasmin) y “Simone de Beauvoir. Le goût d’une vie” de Jean-Luc Moreau (“Simone de Beauvoir. El gusto de una vida”, Ed. Ecritures).
Simone de Beauvoir, el icono del feminismo, la filósofa que ha marcado el siglo XX tanto por sus obras como por su libertad personal y política, se despega de la sombra de Jean-Paul Sartre, su eterno amante y cómplice en mil y una batallas contra el sistema. Francia celebra hoy el centenario de su nacimiento consagrando a su figura un coloquio internacional en el que participarán los principales especialistas mundiales, el estreno de varios documentales y nuevas biografías y reediciones de la autora de El segundo sexo.
Con esta serie de acontecimientos, Francia rinde homenaje a Beauvoir e intenta recuperar a uno de sus exponentes intelectuales: la filósofa hoy es más estudiada en el mundo anglosajón y en el norte de Europa que en su país de orígen. Entre los expertos y biógrafos que participarán en el coloquio que analizará la vida y el pensamiento de Beauvoir durante tres días en la Universidad París-Diderot, figuran Danièlle Sallenave, Deirdre Bari, Hazel Rowely y el cineasta Claude Lanzmann, el único hombre con el que convivió la filósofa durante ocho años.

DE ESPALDAS A LA RESISTENCIA
Tanto su testimonio, recogido en un amplio reportaje del semanario Le Nouvel Observateur como los documentales que se emitirán en France 5 (Simone de Beauvoir, no se nace mujer…), Arte (Simone de Beauvoir, una mujer actual) y France Culture (Una vida una obra: Simone de Beauvoir 1908-1986), rompen con el cliché ultrafeminista y gélido de la filósofa. “Esa leyenda que dice que Sartre preservó su libertad sexual que la pobre Simone tuvo que acatar es completamente desmentida por sus textos, sus cartas y por los hechos”, revela el filósofo François Noudelmann en una de las entrevistas del documental de Arte.
A lo largo de los extractos de archivos audiovisuales recogidos para la emisión, Beauvoir habla con una claridad y audacia poco comunes y aparece como una mujer divertida y cálida, que expresa sus convicciones con verbo intrépido. Nada que ver con la imagen de mujer distante e irascible siempre en segundo plano al lado de Sartre que la acompañó hasta el fin de sus días, el 14 de abril de 1986. Enterrada en el cementerio de Montparnasse en la misma tumba que el filósofo existencialista, la vida sentimental de Beauvoir fue tan agitada e incluso más escandalosa –en 1943 fue expulsada de la Educación Nacional tras ser denunciada por la madre de una de las numerosas alumnas a las que sedujo desde su cátedra– que la de su amante.
Le Nouvel Observateur también desmitifica algunos aspectos de su vida, poniendo de manifiesto su nulo compromiso con la resistencia francesa frente a la ocupación del nazismo, así como su indiferencia ante la guerra civil española. El activismo vino después, con causas como la liberación de Argelia e Indochina del colonialismo francés.

FEMINISMO VIGENTE
La vigencia de su obra y de su feminismo son abordados en el libro Simone de Beauvoir, escribir para testificar, escrito por Jacques Deguy y Sylvie Le Bon de Beauvoir, la joven a la que la unía una íntima amistad y que la filósofa convirtió en su hija adoptiva en el último tramo de su vida. Documentales y libros demuestran que, cien años después de ver la luz, la autora de Los Mandarines –premio Goncourt en 1954– aún tiene facetas ocultas que nos admiran a todos.

Anuncios

Un comentario sobre “Un día como hoy hace 100 años Simone de Beauvoir

  1. José, gracias por el link y por este regalo. En una de las páginas de La Mujer Rota (libro que me partió la cabeza), le contesta su marido que se andaba quejando de alguna nana: “!Va a empollar tu vejez en otro lado”: Y vuelvo a agradecerte los comentarios, no hay persona ue no se haya sentido tocada por tus palabras.
    Saldudos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s